viernes, 9 de enero de 2015

"SI"

                                                              OLULA DEL RÍO
                                                                   Comarca


                                                                      “SI”


• AUTOR: Paco Gregorio Navarro.

• De Olula del Río. Periodista y escritor. Jefe de Deportes del Diario de Almería.
• Publicado en el “Diario de Almería”, sección OPINIÓN el día Domingo 4 de enero de 2.015.

                                                      zxzxzxzxzxzxzxzxzxzxzxz

A quienes tenemos el espíritu de deportista o escritor frustrado no nos queda otra que visionar grabaciones de Cruyff, Maradona o Di Stefano o leer a Cervantes, García Márquez o Kipling.
Kipling, periodista inglés nacido en la India, quiso algún día recoger en un poema todo lo que le inspiraba el nacimiento de su hijo John, tercer vástago de la familia, pero su único varón.
Esos 32 versos plasmados negro sobre blanco y universalmente conocidos están al alcance de cualquiera a golpe de clic, pero me sorprende ver su desconocimiento por parte de mucha gente. Dado que encierran la vida misma y la máxima olímpica CITIUS, ALTIUS, FORTIUS y como regalo de Reyes a mí recién nacido hijo Mario Navarro Garre, pequeño de poco más de cuatro kilos, mirada pícara y ojos Newman), me permito la licencia de reproducir algunas de las estrofas de Kipling.
Aquella joya literaria decía así:
“… Si puedes soñar sin que los sueños te dominen. Si puedes pensar y no hacer de tus pensamientos tu único objetivo. Si puedes encontrarte con el Triunfo y el Desastre, y tratar a esos dos impostores de la misma manera. Si puedes soportar la verdad que has dicho, tergiversada por villanos para engañar a los necios. O ver como se destruye todo aquello por lo que has dado la vida, y remangarte para reconstruirlo con herramientas desgastadas (…).
Si puedes hablar a las masas y conservar tu virtud. O caminar junto a Reyes, sin menospreciar por ello a la gente común y sencilla. Si ni amigos ni enemigos pueden herirte. Si todos pueden contar contigo, pero ninguno demasiado. Si puedes llenar el implacable minuto de sesenta segundos de diligente labor. Tuya es la Tierra y todo lo que hay en ella, y lo que es más: ¡serás un HOMBRE, hijo mío! Simple y profundo, íntegro, directo”. Preconizaba Kipling lo que luego muchos dieron en llamar inteligencia emocional.


Juan Sánchez Domingo 4 de enero de 2.015

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada