sábado, 28 de junio de 2014

"POESÍA SOBRE OLULA" Autor ?






“OLULA DEL RÍO”



Azur celeste va tragándose distancia, escondiéndose
la yegua de ferro me acerca sudando al pueblo
herido crepúsculo matutino cual madura pronto.
Lírico aroma persigo frontera diversa, grande
y afortunado defiendo sollozos desconsolados,
serios a la gris luz abrazada, persistente
y confusa, y a libre narración poética.
Llovizna quieta entre dos sierras nobles
privándolas polvo cual ansía ser.
Fatigada infunde ánimo de acento, sedante,
a noche que devora el campo.
Intimidad rozada, progreso níveo,
sílice bautizando recinto. Emotivas yermo,
son de vocación recortada, congregada en sol.
Almanzora, árida herradura hostigada
donde el día pesa rutina milenaria marginada.
Sobriedad dignifica y frustra ahínco,
hiriente vibra desbocado frenesí, anhelo prodigioso,
lamento para el bloque ampo.

Envilece sutil fuerza súbito vuelo,
derramar cobardía salvaje, y eliminar tierra desvelada.
Designio apasionado con plenitud rumbo a lo lejano
hace que todo sea delicada ternura, próxima.
¡Ay! río industrial. Encinta desafían sumisos
al viento de las cumbres.
Pezuña pluralidad, flujo dilatado
al ojo claro voluntario, y acusa doctrinar.
Marmórea alma con loor promulga viento,
censo con comercio a redes pan albino y sudor.
Anula fuerte sangre que respira, buscando ahora
fructífera labor inútil, lúdica e ignorada
certidumbre integrada de primitivo encuentro.
Huraña ennoblecida fragante muerdes.
Olula, venera y protesta deshojada flor erguida.
Te dedico natal raíces, directa reverencia,
y magnífico musito, instante que obedezco
de afluencia con influencia ciudadana del yo continuo
y aislante diviso separando su núcleo;
diana concéntrica e inamarrable cual socava tributo
que acaba tu postrer sonido con la ida insalvable,
el muro que separa la rama del otoño.
Siempre hay un dios cual muere alas engañosas,
habitante solitario, ¡ay!, rebelde llora.
Esperanza abrigo y me adentra necio aliento,
compasión del sufrimiento detenido de enfermo,
condenado, no obstante place su rumor incierto.
Rendido lagrimal sueña sólo sombra entera,
desnuda piedra de origen. Vigilia no cesa.
Conozco engendrar burla a favor del buitre….
dolor fundado del beso eterno.
Lleva caudal sediento tus labios, y los siento hambrientos,
con pena haciendo hablar la andadura del viento.
Juan Sánchez 2.014


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada