sábado, 28 de junio de 2014

"PLANTAS MEDICINALES DEL ALMANZORA"





Olula Del Río

Estudio etnofarmacológico de la flora medicinal de la zona media del Valle del Almanzora. Por Clemente García Valera Doctor en Farmacia por la Universidad de Sevilla.

Desde tiempos antiguos, el hombre ha venido aprovechando de las propiedades curativas de las plantas; aún hoy ese saber popular sigue vigente. En el Valle del Almanzora no es extraño el uso de manzanilla para problemas digestivos o de sabina para la piel, etc. Este saber se ha visto traducido al mundo científico en un estudio de difícil realización que ha llevado a cabo, y con buen criterio, Clemente García Valera, de Olula del Río. El libro está prologado por el Profesor Doctor J. Cabo Torres, Catedrático Emérito de Farmacología. En él el autor resalta lo importante que ha sido y es el mundo vegetal para la farmacología, tanto cuando se usaban directamente las plantas como remedio, tanto como cuando se descubrieron los principios activos, que permitieron trabajar con determinadas sustancias y la posterior síntesis de estas sustancias.
El Valle del Almanzora por sus características ecológicas presenta una variada flora medicinal, lo que ha dado pie a este estudio.
El área de estudio ha abarcado 1.511 Km. cuadrados que corresponden con la cuenca Media y Alta del Almanzora (por encima de los 450 metros de altitud) y la Sierra de los Filabres diferenciada por municipios. El laborioso método de trabajo, tanto en la recopilación de los usos tradicionales de las plantas en los diferentes pueblos, como por su traducción al mundo científico, arrojan una serie de datos tales como familia, género, nombre en latín, especie, propiedades Farmacológicas, parte utilizada, forma de preparación, localización geográfica, etc.
Toda esta información se ve complementada por un apéndice fotográfico, que junto con los listados que aparecen por familias, géneros y nombres vulgares facilitan la identificación de las plantas. También se hace una clasificación de las plantas según sus propiedades farmacológicas.
Como conclusiones generales de este estudio se extrae, que de un total de 252 especies estudiadas (silvestres y cultivadas), pertenecientes a 204 géneros y a 76 familias, 208 especies presentan actividad sobre el aparato digestivo, seguidas de las plantas con indicaciones dermatológicas; siendo las plantas que actúan sobre el metabolismo las que menos representantes tienen. La hoja junto con las flores es la parte más usada, elaborándose extractos acuosos (infusión y cocimiento) y administrándose por vía oral.
Este estudio enlaza los conocimientos populares con el saber científico de forma exitosa, si bien abre una puerta al conocimiento de la flora del Valle Medio y Alto del Almanzora, del que actualmente existen pocos estudios.
R. Berruezo y J. Sánchez 2.014

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada